sábado, 10 de diciembre de 2011

Libre policía de Ibagué acusado de recibir sobornos.

El subintendente de la Policía Nelson Enrique Robles Múnevar cayó detenido desde el pasado 10 de octubre, luego que se le sorprendiera recibiendo dos millones de pesos de manos de Arcesio Leyva, quien denunció que el policial lo estaba constriñendo y que amenazaba con ‘cargarlo’ de droga.  

Pero la Fiscalía investigó y encontró varias versiones que la víctima ha rendido en otras instancias. En la Inspección de la Policía, Arcesio Leyva dijo que el dinero se lo había prestado él al uniformado y que los problemas empezaron cuando quiso cobrárselo.

Además, el procesado Enrique Robles, sirvió de fiador para el arriendo del local que ocupa la supuesta víctima, con su negocio de venta de licores. Otra versión de los hechos, señala que ambos habían formado una sociedad para vender trago en las pasadas fiestas y que el intendente puso el dinero para ello.

Como si fuera poco, varios integrantes de la Sijín testificaron, diciendo que Arcesio Leyva era informante de la unidad y que había señalado expendios de droga en el barrio Restrepo y en El Salado, donde se obtuvo resultados mediante allanamientos. El hombre también era soplón o confidente en casos de atracos sonados que ocurrieron en la ciudad.

Con todo ello, se pidió la revocatoria de medida de aseguramiento para el procesado a lo que se accedió por parte del Juez Segundo de Garantías.

No hay comentarios:

Publicar un comentario